15 feb. 2016

Anomalisa


Charlie Kaufman tiene una forma muy particular de contar historias. A veces es necesario ver las películas escritas por él varias veces para terminar de procesarlas, y definitivamente no son para cualquier espectador. En mi caso, me atrae muchísimo su estilo y estaba ansiosa por poder descubrir Anomalisa.

Me encontré con una historia bastante más sencilla de lo que esperaba, pero no por ello con una película menos interesante. Por alguna razón, imaginé a su protagonista interpretado por Colin Firth, y por momentos le veía a él en lugar del títere. Y, quizás por ello, me resultó aún más realista de lo que puede resultarme cualquier película en stopmotion.

Me ha encantado la animación, los títeres y su animación me han gustado muchísimo, la fotografía y la banda sonora me han parecido muy bonitas. La historia es muy buena, aunque desde el principio se pueda adivinar el final. Engancha, sorprende por momentos, y hace pensar. Como he dicho antes, es más sencilla que otras historias de Kaufman; pero no por ello me ha gustado menos.

Anomalisa no es una película que recomendaría a cualquiera. Puede aburrir a algunos, incluso puede que genere rechazo. Pero a quien le gusten las historias de Kaufman, quienes reconozcan su estilo más allá de que las películas estén firmadas por diferentes directores, sabrán apreciarla. Esos sí que no deberían perdérsela.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

¡Habla! ¡Te leo!