29 abr. 2009

Collateral



Tom Cruise me cae muy mal. Mucho. Pero debo reconocer que algunas de sus películas me gustan mucho (The Last Samurai, Risky Bussiness, Lions for Lambs, Rain Man, Jerry Maguire, Born the Fourth of July). Por eso siempre quise ver Collateral.

Al fin la ví, y realmente debo decir que me gustó mucho. A pesar de que creo que se pasa en algunos aspectos (durante la escena en el metro da la sensación de que Tom es el típico villano/asesino de las pelis de terror, invencible, que aunque creas que ha muerto siempre vuelve a buscarte), tanto la edición de sonido, la dirección -Michael Mann- y el guión me parecen muy buenos.

Y Jamie Foxx está fantástico. Como siempre. Nunca defrauda, sea el papel que sea. Realmente me parece un genio. Aunque parece que el papel no le exige demasiado, en realidad creo que es demasiado para un hombre como él pretender ser un tímido taxista que no se anima a luchar por realizar sus sueños. La empatía por el personaje se alcanza al instante gracias a su gran actuación.

Me gusta cuando una historia se desarrolla en un período corto de tiempo, y en este caso creo que se retrata perfecta una noche de pesadilla que cualquier ser humano podría vivir. En la sociedad en que vivimos no creo que esté demasiado alejado de la realidad.


23 abr. 2009

El niño con el pijama de rayas


El verano pasado alguien me prestó un libro. Un libro muy sencillo, contado desde el punto de vista de un niño, con la belleza de la inocencia y un final que, aunque se adivinaba, dejaba el corazón roto e invitaba a la reflexión. Ese libro era El niño con el pijama de rayas.

Cuando me enteré que se estaba rodando la película basada en ese libro comencé a plantearme cómo harían para mantener la magia y la inocencia del libro. Sabía que era un reto complicado, que quizás era más sencillo evitar. Pero en el fondo pensaba que sería fantástico que pudieran mantener eso que hizo del libro un best seller.

Lamentablemente me equivoqué. Para aquellos que leyeron el libro nada es sorpresa, claro, pero para el que se enfrenta a la película sin haber leído ni investigado el libro, seguramente pierde mucha de su magia.

No me gustó la película, quizá porque me hice demasiadas ilusiones. No tiene que ver con cómo me imaginé todo lo que se relataba en el libro, sino porque se pierde el aura de inocencia que le da el autor al relatar desde el punto de vista de un niño.

Me canso de pensar cuántas opciones habían para lograr ese aura, y me canso de pensar en lo fácil que sería. Respeto la decisión del director de evitar ese aspecto, me gusta que se haya respetado casi todo lo demás. Pero no es el libro, y eso hace que no me convenciera el film. Es una lástima, porque la historia es fantástica.

14 abr. 2009

Fracture


Cuando me siento a ver un film con Anthony Hopkins como protagonista sé que no me va a desilusionar. Igual me ocurre con Ryan Gosling. De modo que elegir mirar Fracture es un acierto desde el comienzo.

Realmente me pareció una película fantástica. Dejando de lado el hecho de que no pude dejar de relacionar el personaje de Hopkins con su mejor interpretación (Hannibal Lecter) -similitudes y diferencias que no voy a caer en la trampa de ennumerar-, ambos actores se destacaron en sus papeles.

El guión es fantástico -no quiero hacerlo, pero no puedo evitar definirlo como una mezcla suavizada de El silencio de los corderos y Asesinato Perfecto-, me fascinó como todo estaba calculado y no había detalle por dónde cuestionarlo. Genial desde el comienzo hasta el último instante; capaz de arrancar una sonrisa por la ironía de la historia y sobre todo por su descenlace.

La verdad hacía tiempo que no veía una película que me resultara tan interesante, y me invitara a verla más de una vez.

13 abr. 2009

The Duchess




¿Qué se puede decir de este film que no se haya dicho ya? De hecho creo que es más interesante hablar de él que verlo, pero esa es sólo mi opinión. No, no es horrible ni dan ganas de morirse por perder tiempo al mirarlo, sencillamente uno se queda con una idea demasiado superficial de la vida de esta mujer.

Keira Knightley está muy bien, igual que Ralph Fiennes -que por cierto está condenado a este tipo de papeles...-. El vestuario, el maquillaje y las locaciones son fantásticos.

Lo que me ocurre es que siento que no sé mucho de esta mujer, que me contaron más los artículos que leí sobre la película y la historia detrás de la misma. Me quedé con la idea de que fue una mujer despechada, mucho más liberal que cualquier otra de su época. Me dolió mucho saber que vivió una vida solitaria y que representaba un personaje frente a la sociedad británica; y me molestó muchísimo saber que aceptó el romance de su marido con su amiga, pero no fue capaz de luchar por su propio amor.

Me gustó, sí, la película. Se merecía la nominación al Oscar. Pero tampoco es una obra maestra. Espero que The Young Victoria no me haga sentir igual, aunque tengo el presentimiento de que será más de lo mismo...