30 mar. 2009

Twilight: la continuación del fenómeno Harry Potter

No quería verla, sabía que si la veía me iba a sumar al fenómeno... Y al igual que con Harry Potter, caí. Y ahora quiero leer los libros, me muero de ganas por saber cómo sigue la historia.

Twilight (Crepúsculo) es una típica película americana de la nueva generación. Es una película que depende de efectos especiales para hacernos creer en un mundo donde existen los vampiros, cosa que Drácula nunca necesitó para generarnos miedo, y sin embargo ésta peli no nos genera miedo sino que despierta otras sensasiones.

Creo que todas las chicas que la han visto coinciden: los vampiros son chicos muy atractivos. Tal y como describe el protagonista, los vampiros son criaturas diseñadas para atraer a su presa. Y en el caso de Robert Pattinson el diseño salió perfecto. Un chico cuyo papel anterior más destacado es morir en la saga de Harry Potter -está bien, en ese papel también era el chico más atractivo del colegio, y moría a manos de Voldemort, que no es tontería; pero hay que reconocer que no era tanto como para que vieran sus virtudes para este papel- encontró el papel indicado y se ha convertido en uno de los actores más deseados por las mujeres.


Yo me pregunto entonces, ¿es Robert Pattinson o es Edward Cullen? ¿Quién es realmente el que despierta los deseos más ardientes en las chicas? ¿Podría existir el fenómeno con cualquier otro actor? ¿Tendría el mismo efecto?

No es que piense que el fenómeno depende enteramente de este chico, pero debo reconocer que, al menos en mi caso, juega un papel muy importante. La actuación de Robert es creo una de las pocas destacables en toda la peli. Y la chica no es que me parezca que sea mala actriz, lo que me parece es que le falta un poco de experiencia y sobre todo fuerza para llevar un papel tan grande.

Por lo demás la peli está bien, sobre todo porque explota elementos similares a los de Harry Potter en cuanto a efectos especiales y fotografía. Es una historia simple, sencilla, con poco atractivo más allá del vampirismo. Y sin embargo atrapa y dan ganas de ver más.


¿Qué fórmula seguirán en Hollywood para dejarnos con ganas de más tratándose de cosas tan simples? ¿O será que saben despertar hormonas y eso ya es suficiente?


No hay comentarios:

Publicar un comentario

¡Habla! ¡Te leo!